3 razones de peso para entrenar con tus amigos

¿Quieres empezar a ir al gimnasio con tu mejor amigo? ¿Te has decidido a hacer ejercicio con tu grupo de amigos? Sin duda, un compañero de entrenamiento puede ayudarte a mantenerse firme y alcanzar tus objetivos con motivación, independientemente de lo lejos que parezcan al principio. A continuación, vamos a mostrarte 5 razones de peso para entrenar con amigos. A veces, puede ser bastante difícil terminar un entrenamiento extenuante por nuestra propia cuenta, ¡decídete a hacer deporte con tus amigos de siempre!

¿Por qué deberías animarte a hacer ejercicio con amigos?

Si quieres empezar a hacer ejercicio con amigos, queremos acercarte todos los beneficios que te ofrece entrenar con tus amigos más allegados:

1. Ayuda a motivarte y elimina las malas excusas

Sabemos que holgazanear en el sofá es un hábito frecuente, sobre todo durante los días libres. Pero, no hay mejor manera de acabar con la rutina y activarte con energía que los entrenamientos regulares con tus amigos, ya que te ayudan a aguantar y terminar tu rutina. De hecho, muchos psicólogos afirman que los hábitos de ejercicio de amigos y familiares afectan la motivación personal.

Hacer ejercicio con los amigos tiene una influencia positiva en nosotros y nos anima a hacer más deporte. Entonces, ¿qué significa esto? Significa que debes ponerte ropa para correr y un par de zapatos buenos, encontrarte con tu amigo en el parque y dejar tu yo más débil en casa en el sofá.

2. Hace que el entrenamiento sea más divertido

Muchos “momentos de entrenamiento” no son realmente divertidos si no tienes a alguien con quien reírte. Una manera de aumentar el factor diversión es proponer nuevas ideas sobre cómo puede ser modificar sus ejercicios o hacer que sus carreras juntos sean más interesantes. Por ejemplo, en lugar de limitarse a hacer un desafío de tabla, prueba uno con palmadas en la mano de su pareja. O lanza una pelota de un lado a otro mientras hace abdominales.

Hay muchas maneras en las que puedes reorganizar un plan de entrenamiento en pareja o en grupo. Sin embargo, las ideas más locas y divertidas te vendrán cuando hagas una lluvia de ideas con amigos. Estos cambios harán que el tiempo vuele antes de que te des cuenta, habrá pasado una hora. Y, si te estás planteando entrenar solo o acompañado, ten en cuenta que lo mejor es que no habrás mirado el reloj ni una vez.

3. Podéis motivaros unos a otros

Cuando te sientas cerca de rendirte, un compañero de entrenamiento puede ser muy importante porque puede ayudarte a aumentar tu motivación de nuevo. Un reto deportivo entre amigos puede ayudarte a empujarte y a estirar tus límites.

Un estudio encontró que el 64% de las mujeres que entrenan con sus mejores amigas eran más propensas a empujar sus entrenamientos al límite que aquellas que lo hacen por su cuenta. ¿Significa esto que están condenados si no encuentran tiempo para hacer ejercicio juntos? No. Hoy en día ya puedes compartir tus logros con tus amigos en distintas aplicaciones y para empujaros unos a otros a nuevas metas personales. ¿Quién correrá más kilómetros en este verano?

Ahora ya sabes, solo te falta encontrar una buena pareja o grupo para empezar a entrenar motivándote con tus compañeros.

Fuente Original Guía Fitness

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *